María Eugenia Zerbi compitió en la copa internacional “Giuseppe Filippini”, en Italia. Había sido convocada a participar luego de destacadas actuaciones en torneos nacionales.

Longchamps, Buenos Aires
Tras meses de búsqueda y esfuerzo, María Eugenia cumplió sueño. En junio, viajó a Italia para competir en la copa internacional “Giuseppe Filippini”, que se disputó en Misano Adriático, provincia de Rímini.
La deportista de Longchamps estuvo a la altura del evento. Clasificó decimocuarta entre 32 participantes, luciéndose en varias de sus performances. Estuvo acompañada por la profesora Gissel Miniucci, quien la apoyo también como asistente técnica.

Ejemplo de perseverancia
Zerbi fue invitada a participar de la competencia a partir de sus destacas actuaciones en distintos certámenes nacionales. En 2017, se consagró subcampeona argentina.

A partir de allí, con la colaboración de familiares y allegados, emprendió una cruzada por solventar los gastos de la aventura. Finalmente, entre donativos, venta de rifas y la difusión aportada por entidades locales, como la ONG Compromiso Ciudadano, pudo reunir los fondos necesarios para viajar.

Una pasión
Se probó los patines con apenas seis años y jamás abandonó su pasión. Hoy, a los 22, no piensa abandonar la disciplina. El año pasado se recibió de profesora de Educación Física y es técnica nacional de Patín Artístico.

Se entrena en el Círculo Social de Longchamps y en el Club Progreso de Adrogué. Asimismo, es profesora en el club Puebla de Temperley y acaba de abrir su escuelita en el club Castelli, en Longchamps. Arrancó en febrero y ya tiene 60 alumnas a su cargo.

Fuente: De Brown